ESQUIANDO EN VESPA



21.12.2009 8:00 a.m.
Subir las persianas y encontrarse la calle nevada puede ser una oportunidad...
Jardines y aceras cubiertos por el manto blanco. La calzada, hasta donde mi vista alcanza desde la ventana de la terraza, desaparecida bajo el color blanco.
Me he despertado un poco más tarde de lo habitual. Estos días previos a la Navidad, cerrando temillas en el trabajo, preparando otros para el nuevo año, lo personal, como siempre, dejado de lado hasta el último momento y solo dos días previos a dejar Madrid y tomar vacaciones. ¡Ocho millones de cosas por hacer y estamos así!, me diría una amiga día y medio más tarde, unas horas antes de irme de viaje. La cafetera sonando en la cocina. Yo recién duchado y vestido, buscando mi móvil que está sonando. Siempre lo dejo en el mismo sitio, junto al otro que para variar está siempre apagado y el día que lo pierda no podré llamarlo para recuperarlo. Lo encuentro y respondo.¿Hola?,buenos días. ¿Has cogido las cadenas para la Vespa o estás empantanado en alguna parte ? jajajaja.
Y es que es rara la ocasión en que no me desplace en Vespa como todo el mundo sabe. Bueno, todos, los que saben de mi algo. Al ver todo nevado no reparé que hoy fuera a ser distinto. Quizá el hecho de vivir en una zona urbana o que lo es mas que donde vivI no hace mucho y donde me quedé realmente incomunicado brevemente por la nieve, haga que ahora no me preocupe lo más mínimo ese tema. Termino el café y los cereales, leo los email en el teléfono, cojo los trastos, casco, guantes etc y salgo de casa.
Una vez en el garaje veo huellas de agua por alguna zona. Las plazas están todas prácticamente ocupadas. O es muy pronto, que no es el caso, o se ha ido casi todo el mundo en metro. Hacia mi oficina, ésto último, es caso perdido desde mi casa. Arranco la Vespa y mientras se calienta me voy poniendo el sotocasco, los bajoguantes, guantes y casco. Voy hacia la rampa de salida y me encuentro la puerta abierta , dos rodadas hasta arriba del todo y el resto blanco. No es muy pronunciada la rampa. Voy a intentarlo. Trepo con motor en marcha hasta casi la cima pero a unos dos metros, el hielo hace que patine y me veo, con los pies por fuera, bajando de espaldas subido en la Vespa deshaciendo el camino que había andado. Me río bajo el casco. Lo intento unas tres veces más sin éxito. Entro de nuevo en el garage y decido probar la rampa de entrada. Tiene menos pendiente, y lo más probable es que este llena de nieve sin pisar, sin hielo y pueda salir. No me seduce la idea de buscar una alternativa de transporte. Quiero darme mi paseo en Vespa con todo nevado. Suena el móvil y contesto. La reunión de primera hora de la mañana se aplaza un rato pues por la nieve, mi interlocutor no ha podido llegar todavía a su ofi. Mejor, me digo, tengo aun más tiempo. Enfilo la rampa y en un santiamén me planto en la calle con una sonrisa de oreja a oreja. Me incorporo a la calzada. Estoy a dos manzanas de la vía de servicio que me llevará a la M-40. Voy solo, no hay nadie, ruedo despacio como un niño con zapatos nuevos. Esta todo precioso y mi Vespas como su dueño encantados de vivir la aventura otra vez de rodar por la nieve. Alcanzo la rotonda bajo la M-40 cerca de La Piovera y me alcanza otro escúter. Paramos en el semáforo y nos abrimos los cascos. Ventaja de los modulares. Nos miramos y me dice ¡Un día estupendo para ir en moto. Que vaya bien!. ¡Estupendo, es de los que no hay que perderse, la aventura es la aventura!. Me incorporo a la autovía y ahí con el suelo limpio de nieve casi todo ya se circula con más fluidez. Nieva. Me encanta ver los copos como vienen hacia el parabrisas, me recuerda algunos viajes invernales de otras épocas. Me traslado a algún viaje a Galicia nevando bastante y escuchando a los Dire en mi antigua K100Lt o en la RT1150 cuando me nevaba en los Alpes en el mes de Junio. Con la G/S me he dvertido de lo lindo por algúna carretera de la llamada Sierra Pobre de Madrid, nevando a gusto y disfrutando del paisaje,


Hoy no es mal día para rodar. Me reafirmo en ello. Teniendo unas precauciones mínimas y la dosis de suerte adecuada, se puede circular por casi todas partes aunque sea en Vespa. Hoy, la gente, circula con más cuidado.
Tras un ratejo de ruteo llego al parking de la ofi donde tengo la reunión y allí, en la zona de visitas, frente a la entrada principal, nos encontramos tres solitarios vehículos, un Mini, Una GS (como está mandao) y mi Vespa.

Queda todo un día por delante para dos reuniones con clientes, una comida con amigos, otra reunión a primera hora de la tarde en cliente y pasar por la ofi. Por la mía claro. Ir a nadar a última hora de la tarde.
Un día de aventuras en Vespa sobre la nieve.

BIENVENIDO

Nunca me había planteado escribir en un blog. Cosa curiosa pues lo llevo haciendo desde hace años en los foros de internet. Incluso me he atrevido con alguna incursión en revistas del motor.

Nada. ¡Hay que tener un blog!.¿Para qué?-dije yo. Pues porque es como mantener un diario de aquello que te interese y que de paso pueda ser de interés a otros.

Y así es como la idea de encuentro físico que mantuvimos en un foro, para que aquellos que lo desearan participaran, cada miércoles, y nos juntáramos para cenar y departir sobre nuestros cacharros, lo he trasladado aquí.

Un lugar abierto, donde todo el mundo pueda participar de lo que más nos gusta aparte de viajar en moto, charlar sobre nuestras experiencias con ellas


Nuestros queridos cacharros que apasionadamente disfrutamos, cuidamos y sobre los que somos capaces de hablar y hablar. Compartir ese viaje que hiciste, como lo viviste. Comentar ese otro que está siempre ahí, pendiente, como lo harás. Vivir incluso la experiencia de viajar leyendo las de otros e imaginando como será el tuyo cuando lo hagas. Porque lo harás. No te quepa la menor duda. Y así, al tran tran, ir describiendo aventuras solo o acompañado, con tu "cacharro". Ese que limpias, al que pones maletas un topcase, que si un escape o un navegador, una parrilla o un xenon, un asiento así o asá. Un manillar alzado o un gran carenado. Con el que te mueves al trabajo o en salidas de día/fin de semana. EL que te lleva de vacaciones. El que disfrutas en cada curva.

En fin inicio aquí un espacio para todos los amantes del turismo, en moto.
Aficionados a la BMW,a la Vespa Y M@S. Las posean o no pero sobre todo. Con afición a charlar de ello.

Un saludo a todos

Dedicado a todos y cada uno de los que han sudado la camiseta para poseer uno de nuestros deliciosos cacharros.En especial a Jimena, fiel compañera durante muchísimos años y que sin ella nunca hubiera pasado de soñar, a tener Nuestros Cacharros

MADRID 23MAY...SALIMOS

MADRID 23MAY...SALIMOS
Ruta a Tragacete

III K-TREFFEN 2009

IIª K100Treffen

Ruta Maragata 2008

Ruta Maragata 2008

En Madrid nos Vimos

En Madrid nos Vimos