El Viaje del Descubrimiento


…Nuevos compañeros de viaje, nueva montura pero un mismo destino : Oporto.

Dicen que segundas partes nunca fueron buenas pero hoy, casi ocho años después, puedo afirmar que esta reedición del que fuera uno de los numerosos viajes que realizamos con nuestra primera BMW, una R100RS modelo 92, ha superado todas las expectativas. Una R1150GS Adventure. BMW como siempre, ha sido la montura de la que hemos podido disfrutar de este placentero, esperado y deseado viaje.

Oporto, ciudad que encandila, por su decadente aspecto, la amabilidad de su gente. Su puerto, puentes y bodegas animan a pasar las horas sin más dedicación que el recreo de la vista y el paseo, sólo o en compañía.
Una vez más nos invitaron amablemente a visitar las bodegas Porto Ferreira. Gracias.

Combinamos las vías rápidas con las vías comarcales de interior portuguesas donde tuvimos la ocasión de comprobar no solo lo escaso y precario de su señalización sino donde lo que cabe resaltar es la belleza del entorno, la diversidad del paisaje a uno y otro lado del Duero.

La primera ocasión nos recibió bajo un manto de agua que nos acompañaría durante todo el tiempo en que permanecimos allí. En ésta, el buen tiempo estuvo con nosotros durante toda la visita y gran parte del viaje solo enturbiado por el frío matutino a la ida.

Viajar en grupo siempre requiere algunos sacrificios como es el hecho de amoldarse a las numerosas circunstancias de viaje. Es compartir tiempo y mucho. Es convivencia, transigir, contemporizar y adaptarse. Pero sobre todo ser generosos unos con otros y dedicar lo mejor de nosotros mismos.

Esta aventura nos ha hecho a todos los que de ella hemos participado, el mejor de los regalos, encontrarnos a nosotros mismos dentro del grupo, estrechar vínculos y lazos entre los diversos miembros. Descubrir la identidad del otro, y afianzar la de grupo.

Oporto 2007 nos ha sabido a poco. Volveremos.

Los compañeros de viaje

Carlos ‘Inglés’ y María (R1200GS)
Angel (R80GS)
Oscar (R1200GS Adv)
Sebas ‘Sefer’ y Cristina’Adventina’ (R1200GS Adv)
Raúl ‘Dresda’ y María (K1200GT)
JCV Madriles (K1)
Concha ‘Jimenacmo’ y Julio ‘París’ (R1150GS Adv)

Gracias a todos y en especial a Concha por la logística de alojamientos, gestión de visitas y gestión de los dineros varios comunes.
A Angel por el reportaje fotográfico que nos hace recordar cada día el maravilloso viaje vivido.

Érase una vez una K.


He aquí una historia, escrita por José Antonio Suris,en la que describe algo que a cualquiera de nosotros, amantes apasionados de nuestros cacharros, nos ha ocurrido sin duda. La llamada oportunidad del cambio. Una moto que aparece dispuesta a reemplazar en nuestro corazón y garaje a otra que, hasta ese instante era todo lo que deseábamos en el mundo. Solo el desenlace de nuestro amigo José difiere de la realidad con la que nos encontramos la mayoría de los mortales.

Gracias, José, por permitirme recoger en este blog tu historia.

Inicia José Manuel el relato de la siguiente manera:

…. La verdad es que estuve a punto de deshacerme de ella (K100RS Baviera) cuando me compré la R 1100 RT pero finalmente he decidido conservarla.

Prosigue explicando ya la historia en cuestión


Empecé en esto de las BMWs por pura casualidad: después de casi veinte años sin tener moto, me quedé con una R 65 de mi hermano (previo pago, Dios dijo hermanos que no primos) que ya no utilizaba. Yo estaba entonces embarcado (soy maquinista de la marina mercante) y andaba con ella cuando estaba en tierra de vacaciones. La moto era del 78 de modo que ya tenía sus dieciocho añitos y el marcador decía que sesenta mil kilómetros. Después de un par de años, empezó a perder aceite por el retén del cigüeñal así que decidí desmontarla entera (tenía entonces seis meses de vacaciones entre embarque y embarque y además me prestaron un local) para restaurarla y ponerla en condiciones de andar otros tantos. A ello dediqué casi todas mis vacaciones de aquel año además de unas trescientas mil pesetas de las de entonces entre recambios originales y talleres. Por el estado de las camisas, que hubo que rectificar, dedujimos que el cuentakilómetros ya había dado una vuelta por lo menos (con veinte años no era probable que más) de modo que a sus 180 mil la moto quedó en perfecto estado de revista. Hay que destacar que el de las camisas era el único desgaste significativo aparte del de gomas, rodamientos, retenes y otros "consumibles".

Aquellas fueron mis últimas vacaciones como marino ya que conocí a la que hoy es mi mujer y me busqué trabajo en tierra (los barcos, como decía uno, son para los solteros, por las escalas en puerto, o las monjitas, por las travesías). Trabajo al que acudía diariamente en moto por lo que el rejuvenecimiento de la R 65 resultó haber sido de lo más oportuno.
Ya fuera por las horas que pasé desmontando y montando la moto o por los veinte mil kilómetros que disfruté conduciendo después (volví a ver el 00000), el caso es que le cogí el gusto al Boxer y no pude resistir la tentación de hacerme con una R 100 RS que, a pesar de estar repintada bastante chapuceramente, tenía un buen aspecto, un carenado y unos cuantos caballos más que me convencieron definitivamente. Puse entonces la R 65 a la venta pero afortunadamente (esto lo pensé después) nadie se decidió a comprarla.

Escarmentado de mi anterior experiencia, al observar unos meses más tarde que mi flamante adquisición quemaba aceite y echaba humo por el escape izquierdo, acepté la evidencia de que al marcador le faltaba un dígito (¿Porqué los hacían sólo hasta 99999? ¿No esperaban acaso que sus motos fueran tan duras como después han demostrado?) y de que es muy raro que una moto con más de veinte años (la RS también es del 78) no haya superado los cien mil.

Aprovechando que no había vendido la "pequeña" y que encontré un local en alquiler a un precio "razonable", decidí ponerme manos a la obra y acometer una restauración, esta vez más completa, ya que incluiría también cambio de pintura. Como ahora no tenía aquellas añoradas vacaciones, en lugar de cinco meses invertí dos años (y, como el euro no ha provocado inflación, los 3000 equivalentes. Bromas aparte, la pintura se llevó un buen pico) pero el resultado compensó el esfuerzo.

Me encontraba pues con dos motos en orden de marcha pero una de ellas casi de colección por lo que me daba cierto reparo cogerla para ir a trabajar pese a que la protección del carenado y esa potencia extra me hacían preferirla para cualquier tipo de desplazamiento. Así que volví a poner la 65 en venta con la idea de adquirir alguna más moderna para uso diario, en mente estaba ya la 1100 RT aunque no en presupuesto. Quisieron la suerte y alguna hora de navegación que se me cruzara en la red una oferta de una K100 RS Baviera que me hizo tilín. Ya entonces llevaba tiempo leyendo (más que escribiendo) cosas en este y otros foros y había aprendido casi más de las BMW que en mis años de experiencia con mis abuelas. Recuerdo perfectamente la primera impresión que me produjo una K cuando la ví por la calle en los ochenta: "Se han pasado, esto no es una moto, le han puesto directamente un motor de coche". Valga el comentario para indicar que era reticente en principio a comprar una K. Pero, de perdidos al río, la falta de posibles para una 1100 RT (el boxer es lo que tiene), la información adquirida por internet y una rebaja de última hora me pusieron sin comerlo ni beberlo encima de una K100. Tan de cabeza fui al río que me encontré de repente con tres BMWs en el garaje (bueno, dos en el garaje y otra en el local).

Estuve conduciendo la K100 casi exclusivamente una buena temporada y descubrí qué es realmente una gran moto: suavidad del motor, frenos, carenado (aunque, para mí no supera el de la R 100), aplomo y, sobre todo, ABS. Sin desmerecer las cualidades de la R 100, se nota que hay diez años de evolución técnica. Y que los siguientes diez, por lo bajo, no han mejorado sustancialmente (al menos en otras marcas) los logros conseguidos por esta máquina: he salido de ruta con motos modernas (del siglo XXI) y sus pilotos se han reconocido asombrados de lo bien que andaba la "vieja" sobre todo por carreteras reviradas (y la primera subordinada de la frase anterior está ahí porque lo mismo me ha sucedido con la R 100).

Y después de descubrir las bondades de la K, resulta que por fin se me ofrece la oportunidad de hacerme con la 1100 RT. Hace un par de años, encuentro comprador para la 65 (se la lleva con 216.000 Kms por lo mismo que me costó remozarla) al tiempo que aparece una 1100 RT a un precio asequible. Evidentemente, como la idea era mantener únicamente dos motos, pongo la K en venta pero de nuevo (otra vez afortunadamente) nadie está dispuesto a pagar lo que vale. Así que sigo con tres BMWs y, pese a que la firma afirma que la K está en venta, la Baviera se queda en casa pendiente de pasar por el quirófano como sus hermanas mayores a la primera oportunidad.
...

¿Quién no soñó con Ella...?.


Corrían los años 80 y empezaban a llegar las motos japonesas tan ansiadas por los que en aquel tiempo tenían la suerte de poder acceder a ellas. La VF500F, la XJ600, la RD350R y apareció la GPZ600R, con sus ruedas de 16 pulgadas, en negro y rojo las primeras series. Mi amigo Raul de Segovia tuvo una de ellas...

Ayer conocí en una zona de Madrid al propietario de la, para mí, joya que traigo hoy a estas páginas.
Gracias José Ignacio. Un placer charlar contigo.

Elegante y Bella Atleta



Una silueta esbelta, de curvas insinuantes, estilizada y arrolladora, una estampa de gran belleza plástica, una armonía de formas altamente equibrada.
245kg de peso en seco, según se ve en su ficha técnica, no la hacen la más ágil, a priori, de entre la competencia visto el sector al que apunta. No obstante desaparecen instantáneamente como por ensalmo con un clic. Subir en ella, quitar la pata lateral, apoyar las plantas de los pies en el suelo con facilidad (pese a que la parte de atrás la tiene más alta) y los Kg no se encuentran. Sólo se percibe el boxer posicionado más alto y los estribos retrasados y algo altos, pero tampoco demasiado.
Hablamos de Ella la BMW R1100S BoxerCup Réplica. Verla y desearla es todo uno. Los juicios racionales desaparecen. Los cosquilleos en la boca del estómago y la sonrisilla pícara bajo el caso vienen a nuestro encuentro mientras en la mente se dibujan imágenes de carreteras solitarias, serpenteantes de firme impecable, cerradas al tráfico con subidas y bajadas trepidantes y alguna de esas rectas interminables donde agotar su sexta. ¿Existen?. Isla de Man, Circuito de Nurburgring. También nos valdría nuestro querido Circuito del Jarama o Cheste o Jerez.
Pero no nos equivocamos si la enjuiciamos como una buena máquina para disfrutar en carretera abierta, A ritmos legales sintiendo el ronroneo de sus escapes (que yo cambiaría no obstante de inmediato por otros mas abiertos) y la suavidad conseguida en este boxer que nada hace imaginar su parentesco con los 1150cc montados por sus hermanas de marca si no más próximo en tacto, respuesta y agilidad a los 1200cc de creaciones más recientes.
No es, a mi juicio de conductor de motos trail y de turismo, una moto extrema en absoluto. Una vez con ella la impresión inicial desaparece. A su manillar se percibe y se siente un confort propio de lo que ha sido durante años la filosofía de marca. Una sport turismo dotada de cierto confort y a la que se puede dotar, en BMW o fuera, de todos los elementos necesarios para un viaje digamos… ¿por los alpes?.
Los manillares más bajos que de costumbre, pero de puntas abiertas y con los mandos habituales. Hasta puños calefactables. Manillares como digo que permiten manejarla bien en parado, contramanillar en curvas y moverse con facilidad entre coches sin una carga excesiva sobre las muñecas. LA cúpula algo escasa pero solucionable tomando alguna de la industria auxiliar. Es una moto válida para el día a día. ¿Contraria a la filosofía con que fue creada?.
Apenas uns Kms(variados eso si) a sus mandos bastan para sentirse familiar con ella. Un poco más de tiempo, presumo que hará falta sentirla nuestra. Pero para ir al tran tran con poco basta. Tiene el carácter como dije de la 1200cc pero se muestra más lleno y con más bajos que ésta. La relación de cambio está bien escogida a mi juicio, Quizá una sexta un pelín más corta… .
Frenos potentes, dosificables y progresivos. ¿Lleva integral? ¿Y servofreno?. El Abs ni te enteras que lo lleva. La moto se para donde tu esperas que lo haga.
Un leve golpe de gas y los 120 en el marcador aparecen en un instante, con las rpm rondando las 4000 levemente si no me equivoco. Todo aún por descubrir. Un golpe más de gas se descubre presta a escalar el velocímetro y cuenta vueltas hasta donde quieras llegar. Sube con regularidad, sin baches (que yo haya percibido), todo ello probado en marchas largas, en cortas ¿Cómo será?. Sin duda una explosión controlada, contundente y vibrante. Me lo puedo imaginar.
Poca protección ante los elementos con todo el aire en el casco pero las piernas van bien escondidas acopladas a su silueta. Lo mismo para las manos, Los espejos algo bajos y alejados, exigen bajar la cabeza, si eres alto, para mirar por ellos.
Estable, ligera, precisa, elástica, potente (para mí suficiente), divertida… una dama lista para el baile. Elegantemente vestida y decorada. Dotada de elementos como el carbono en el guardabarros delantero, los culatines y la quilla. Se puede seguir pagando como opción más y completar las fibras en este material. Una combinación de color acertada bajo mi punto de vista si bien echo en falta el azul de las llantas (las dos) de las versiones replika anteriores en las que la moto se presentaba azul y blanca si el rojo que añade ésta. No me disgusta sin embargo la llanta delantera en azul y la trasera en blanco.
Sueño con ponerle un manillar con alzas, una cúpula mayor, escapes abiertos, bolsa sobre depósito o sobre el asiento posterior diseñadas para ella, mi garmin y a rodar por los puertos de montaña con ella.
Ah, por favor quitadle los michelín horribles que no cogen temperatura ni de coña y calzadla con un buen metzeler o bridgestone que andan bien siempre en frio, calor y agua. No me ha gustado sentirme como un funambulista.

¡Me la pido!. Es mi opinión.

p.s Gracias a Salcedo (bmwmotos.com) por prestarme su moto. Aún sueño con ella. Una pena que la vendas.Gracias a JCV Madriles por la cazadora.

Carta a Un Amigo

Amigo Paco
En la sociedad que nos ha tocado vivir con tanto trajín como nos traemos, algunos, como yo, decidimos en algún momento echar el freno en algún aspecto. En el ocio por ejemplo.
Proponernos seguir, compartir y ofrecer un modelo distinto en el que, a priori, todos tienen cabida. Tomarnos la ruta y la moto al tran tran. Que lejos de significar dejar de hacer las cosas es mas bien el no parar de hacerlas: un post para convocar, un post para charlar, un lugar de encuentro, una idea de charlar de nuestros cacharros, una marca para identificarse (bmwmas sector tran tran), un post dedicado a GS 2v otro dedicado a las K y como penúltima cosa un blog personal. Dar oportunidades para que la gente se encuentre.¡Que difícil es pese a lo sencillo que parece!.
Compartir experiencias, enriquecerse unos de otros (que no aprovecharse), fomentar la camaradería de otros tiempos.
Recuerdo subiendo Navacerrada nevando con mi primera vespa rumbo a una concentración cerca de Segovia cuando cansado de agua y de nieve y de rodar solo con aquel mal tiempo se paró una luz que fué luego una K75, a mi lado, al inicio del puerto, empapados los dos. Nos miramos a los ojos bajo el casco y sotocasco y no hizo falta más. Se puso delante mía despacio, vi su placa de Albacete y tiramos hacia arriba. Superado el puerto gracias a la luz de su BMW, pudimos descender y luego clareo y me dijo adios. LLegué a Juarros de Voltoya, lugar de la concentración y supe que estaría allí. Le busqué, me buscó y al vernos sin las motos nos fundimos en un abrazo y reimos. Se llama Alejandro y hace años que no sé nada de él tras años de encontrarnos haciendo el campeonato de turismo. Pero un día nos encontraremos en una carretera y pararemos, nos abrazaremos y volveremos a reir.

Eso es de lo que hablo Paco. Eso es lo que me he propuesto que aprendamos en el Sector Tran Tran

MADRID 27OCT... SALIMOS


Pues ha sido un verdadero placer rodar con todos vosotros una vez mas. En este caso hasta Riaza.Compartir de nuevo mesa y mantel un gozo. Charlar en cada parada, comentar los tramos, el paisaje, las anécdotas del viaje.
De nuevo una oportunidad de conocer a nuevos miembros del sector tran tran y de reencontrarse con otros, los leales seguidores y animadores del grupo y los de más reciente incorporación. Así, fieles a la filosofía que sugerimos y por la que nos guiamos, rodamos al tran tran parando donde es menester para que nadie se nos despistara y a un ritmo al alcance de todos.
Gozamos de un día soleado que se inició frío y al que aportasteis, como siempre, el calor humano que hace sentir aun más bello el rutear, al tran tran.

Felicitaciones a Jbolle y a Raymar. Cada día más y mejor.
A M.Ruiz y Magdalena por ofrecernos el Coche escoba. A Raúl y María por acercarse desde La Salceda a saludarnos. A todos los que se unieron al grupo sin conocernos y que sinceramente les deseamos que vuelvan.
No importa la montura, ni el destino elegido, lo que importa es con quien cabalga.
Es mi opinión
RUTAPrimera parte de la ruta, definida por París y el Jbolle:
http://maps.google.es/maps?f=d&hl=es&geocode=3786344632331095548,40.4484 50,-3.525520%3B579378355141370383,40.608560,-3.354490%3B17629221400000539627,40.835320,-3.358020%3B15661863711841962181,40.988460,-3.299790%3B15202878414054953964,41.020840,-3.295500&saddr=A-2+%4040.448450,+-3.525520&daddr=M-119+%4040.608560,+-3.354490+to:GU-122+%4040.835320,+-3.358020+to:Carretera+desconocida+%4040.988460,+-3.299790+to:41.115697,-3.300705&mra=dme&mrcr=3&mrsp=4&sz=12&sll=41.065375,-3.287315&sspn=0.11959,0.2314&ie=UTF8&ll=40.999593,-3.286972&spn=0.119709,0.2314&z=12&om=1
Carreteras solitarias, el acceso al pantano del Vado por un camino del canal, estrecho, con algo de grava pero sin baches.
Del pantano del Vado a Campillejo la carretera está en bastante mal estado y con algún que otro agujero.

Iª K TREFFEN Castellón



Nuestro amigo Alectoris y su equipo han preparado con gran esmero un encuentro de K's en castellón. A tenor de los comentarios posteados en nuestro foro amigo bmwmotos.com
http://www.bmwmotos.com/cgi-bin/yabb2/YaBB.pl?num=1192906297/0#0
ha sido todo un éxito. Buena organización, rutas, mesa y alojamiento. Un ambiente de camaradería muy agradable se respiró y vivió con intensidad a lo largo del fin de semana. Disfrutar unos "Cacharros" que fueron la tecnología más avanzada de la marca de la hélice y en algunos casos incomprendidas, a la fuerza, dada la "evolución" a la que las sometió la marca.
En fin. Felicitaros y animar a todos los que nos lean a incorporar a su vida motera una K de BMW, de las de siempre, con el motor tumbao y su silbido clásico.
Esperamos con entusiasmo la 2ª edición y aplaudimos la iniciativa tomada por esta gente tan estupenda.

F800S



Estupenda, divertida con cierto carácter y ligera. Estable pero con cierta falta de aplomo engeneral para los que venimos de máquinas más grandes.
El par motor es excelente. Circular en sexta por todas partes. Abrir desde abajo y sin el más mínimo problema subir escalando el cuentavueltas en un suspiro. Algo de vibraciones en la gama alta pero más que soportables para los que venimos del boxer.
84 cv muy elásticos y muy aprovechables.
Fácil de llevar entre coches, se mueve y balancea a la mínima insinuación sobre el estribo o con la cadera. Frena de lujo con poco hundimiento de horquilla (bravo), viniendo del telelever es de agradecer.

Pequeña para un servidor que mide 1,90 pero aun así... .
Equilibrio es su palabra. Bien calzada, con buen motor, chasis y frenada. Lástima que el chásis se caliente un poco.

Me inclino más por la ST de posición menos forzada, es mi opinión.

p.s. Gracias M.Ruiz por prestarme la moto para probarla, a FDoctor por las fotos, los guantes y el casco.

El Placer de Rodar, Rodar, Rodar




Riders 07

¿Qué importa a donde? Lo que importa es por donde y con quien;

Inicias la ruta con el agrupamiento inicial. Ves las caras espectantes, ilusionadas y las máquinas esperando ser guiadas. Arrancamos con las primeras gotas cayendo y las nubes amenazando. La tranquilidad de saberse acompañado. La primera parada para recoger al último de los integrantes. Ese primer café juntos. Ponerle una sonrisa a la lluvia que se empeña en mostrar su voluntad de acompañarnos.

Salimos y cada uno va encontrando su posición en la hilera. Van cayendo los kms, vamos cambiando de trazados y cada uno, bajo su casco, va percibiendo matices. La ensoñación del viaje, la ilusión de la ruta, el sentirse parte integrante de un todo que avanza contra viento y marea.
La diversidad de la ruta permite ir acoplando los ritmos que cada vez se tornan más acompasados. Avanzamos como un todo, disfrutando del andar de unos y de otros, de la belleza plástica que nuestras monturas presentan en la caravana.
Cambian
algunas posiciones. Siempre de forma ordenada. Nos vemos rodar unos a otros. Escuchamos los sonidos de las máquinas.
Llega el momento del avituallamiento. Decisión de grupo, como debe ser. Todos debemos ser escuchados y tenidos en cuenta sin excepción. La lluvia intensa comienza.
Comemos como siempre animados por nuestro querido Demetrio que no ceja en su empeño de compartir con nosotros su vitalidad y excelente humor. Nos hubiéramos quedado allí toda la tarde y a hacer noche como alguien apuntó. ¡Que bien estábamos!.
Decidimos cambiar la ruta para hacerla más segura y confortable dadas las circunstancias. De nuevo el espíritu de colaboración y participación hizo acto de presencia y bajo un diluvio dimos algunas vueltas a un pueblo carente de indicaciones. La paciencia mostrada fue de agradecer.

En pocos minutos fuimos tomando de nuevo ritmo por un asfalto impecable y pusimos nuestras monturas rumbo a Alcaraz para bajar hasta Ùbeda, Jaén, Granada y Sierra Nevada.
Aun paramos otra vez y tomamos de nuevo café, y reímos y bromeamos y charlamos y de ahí partimos ya hacia nuestra última etapa. Rodamos a ritmo tranquilo agrupados, sin perder a nadie. pacientes, sin asumir más riesgos que los que la climatología adversa pudiera ofrecernos. Y así tras enfilar hacia Sierra Nevada sin rastro de agua y de viento, en el Km 22 paramos en una gasolinera y tras quitarnos los cascos, sabedores de la proximidad del destino, los rostros de todos, pese al cansancio dejaban ver sonrisas animadas y alegría. Una curva más, a derechas, cerrada y un giro también a derechas para entrar triunfantes, en formación ordenada al aparcamiento de nuestro destino. Vini Vidi Vinci. Riders2007. Destino alcanzado por el Sector Tran Tran.

Nos faltó la compañía de algunos con quienes tuvimos ocasión de compartir ruta al día siguiente.
Nos dejamos a otros en Madrid que nos hubiera gustado tener a nuestro lado.

Gracias por la compañía, por el buen andar, por ser como sois por haber llegado sanos y salvos como está mandao.

El Puente del Pilar Nos fuimos

La Sierra de la Demanda nos esperaba.

Viernes 12 de Octubre. La partida
Cinco motos iniciamos un viaje, desde Madrid, por carreteras no principales que nos llevaría a Cameros y de ahí a las estribaciones de Urbión próximos a la Sierra de la Demanda.
Un recorrido de paisajes diversos, rico y variado. Pista de tierra al inicio. A la fuerza ahorcan pues la carretera estaba en obras y que culminaba con un encadenamiento de dos puertos de montaña revirados, adornado de pinares al inicio a su paso junto a la laguna negra y rocoso y tortuoso en su final con paredes y barrancos a modo de desfiladero, pasando por zonas de arboleda densa y colorista que acompañaban el sinuoso trazado que nos dejaría en Viniegra de Abajo. Aún recorreríamos tres o cuatro kms más de descenso hasta llegar al lugar de reposo.
La Venta Goyo. Un total de 290kms con parada en Vinuesa para el avituallamiento. Y para recoger a uno de nuestros compañeros que se uniría en ese punto al viaje previsto.
Tras registrarnos y departir con los dueños dejamos nuestros enseres en las habitaciones y las motos a buen recaudo, resguardadas en un cobertizo cerrado, anexo a la venta.
Luego vinieron las cervezas comentando el viaje, previas a la cena. Ésta cumplió con las tres B sobradamente. Tras la cena los licores y las risas y las bromas y los chistes. Allí en aquel pequeño salón frente a la chimenea, departimos nos reimos hasta caer reventados de cansancio.

La presencia de animales en la calzada y alrededores, principalmente de ganado vacuno, sería una constante durante todo el viaje. A la ida, a la vuelta y durante el fin de semana.

El hotel tranquilo, cuidado y confortableLa atención muy buena. La cena también. .

Sábado 13 La estancia

Tras desayunar miramos los mapas y decidimos enfilar hacia Quintanar de la Sierra. Buscamos la ruta que nos llevaría a Neila y su laguna donde paramos como es menester. No sin haber hecho un alto en un pueblo (cuyo nombre no recuerdo y debe ser por lo caro del café) y en el Mirador de San Francisco donde pese a la cantidad de gente congregada logramos encaramarnos a sus riscos y disfrutar de una de las panorámicas más bellas de la sierra. El Moncayo al fondo.
Rumbo a Quintanar donde comimos estupendamente.
Tras la comida decidimos continuar ruteando y disfrutar de la vistas como más nos gusta. A lomo de nuestra monturas. Así una R1200GS ADV, seguida de una R1150GS y de otra R1150GS ADV + la R80GS yla K1 pusieron rumbo a San Leonardo de YAgüe. Pero para ello bajaríamos por Viviestre del Pinar y sus bosques de gran frondosidad y volveríamos a Quintanar por Navaleno, el Cerro del Cagardero y Canicosa de la Sierra.
Desde allí ascendimos por el Puerto del Collado, Neila hasta Villavelayos tomando rumbo hacia Mansilla de la Sierra para finalmente y tras pasar por la Venta aterrizar en Viniegra de Abajo.
Lástima que se hiciera de noche tan pronto y no pudiéramos estar allí más tiempo.
La cena en la Venta de nuevo exquisita. Pero el cansancio hizo mella y la terturlia esa noche duró algo menos pues al dia siguiente tocaba de nuevo ponerse a los mandos de nuestros cacharros para rutear, al tran tran hasta Madrid. De vuelta a casa.
De nuevo un saldo de unos 200 y algo al marcador.
Domingo 14 La llegada

Arrancamos tras un buen desayuno pero con un contratiempo. El molesto pinchazo de la K1. Tardamos en la puerta del Hotel un rato bueno en repararlo. Benditos Sprays. Nos pusimos ne marcha, como digo, con cierto retraso. A buen ritmo iniciamos la marcha pero llegando a Salas de los Infantes tuvimos el segundo y último de los sobresaltos. La K1 perdía el topcase sin enterarse y la 1150GS que iba a su cola lograba esquivarla. La 1200ADV de milagro también logró esquivar el obstáculo que botaba insistentemente en la calzada hasta detenerse.
Salimos al encuentro de los compañeros perdidos y allí estaban con el susto en el cuerpo. La K1 con el top amarrado de nuevo y con esas llegamos de nuevo a Salas a reponernos del susto.
Comimos más adelante, pasado el Burgo de Osma y luego por carreteras secundarias, comarcales retorcidas de paisaje cambiante llegamos a Ayllón desde donde seguiríamos haciaGalve de Sorbe, Valverde de los Arroyos, Tamajón, Puebla de Beleña, Casa de Uceda y Torrelaguna. Ahí enfilamos la NI llena de enlatados que paso lento y ya con la noche encima desde hacía un rato nos llevaría a cada uno a casa.

BIENVENIDO

Nunca me había planteado escribir en un blog. Cosa curiosa pues lo llevo haciendo desde hace años en los foros de internet. Incluso me he atrevido con alguna incursión en revistas del motor.

Nada. ¡Hay que tener un blog!.¿Para qué?-dije yo. Pues porque es como mantener un diario de aquello que te interese y que de paso pueda ser de interés a otros.

Y así es como la idea de encuentro físico que mantuvimos en un foro, para que aquellos que lo desearan participaran, cada miércoles, y nos juntáramos para cenar y departir sobre nuestros cacharros, lo he trasladado aquí.

Un lugar abierto, donde todo el mundo pueda participar de lo que más nos gusta aparte de viajar en moto, charlar sobre nuestras experiencias con ellas


Nuestros queridos cacharros que apasionadamente disfrutamos, cuidamos y sobre los que somos capaces de hablar y hablar. Compartir ese viaje que hiciste, como lo viviste. Comentar ese otro que está siempre ahí, pendiente, como lo harás. Vivir incluso la experiencia de viajar leyendo las de otros e imaginando como será el tuyo cuando lo hagas. Porque lo harás. No te quepa la menor duda. Y así, al tran tran, ir describiendo aventuras solo o acompañado, con tu "cacharro". Ese que limpias, al que pones maletas un topcase, que si un escape o un navegador, una parrilla o un xenon, un asiento así o asá. Un manillar alzado o un gran carenado. Con el que te mueves al trabajo o en salidas de día/fin de semana. EL que te lleva de vacaciones. El que disfrutas en cada curva.

En fin inicio aquí un espacio para todos los amantes del turismo, en moto.
Aficionados a la BMW,a la Vespa Y M@S. Las posean o no pero sobre todo. Con afición a charlar de ello.

Un saludo a todos

Dedicado a todos y cada uno de los que han sudado la camiseta para poseer uno de nuestros deliciosos cacharros.En especial a Jimena, fiel compañera durante muchísimos años y que sin ella nunca hubiera pasado de soñar, a tener Nuestros Cacharros

MADRID 23MAY...SALIMOS

MADRID 23MAY...SALIMOS
Ruta a Tragacete

III K-TREFFEN 2009

IIª K100Treffen

Ruta Maragata 2008

Ruta Maragata 2008

En Madrid nos Vimos

En Madrid nos Vimos